Cómo llegué a platillar a la Plaza Dignidad

Por: PAO

Actriz y platillera en plaza dignidad. música integrante blokefeminista, banda dignidad, rosal organizado, Rach, diablos rojos.

18 de octubre, tarde noche… camino por las calles de Santiago. No entiendo mucho… no veo tele, tampoco me informo, vivo en la burbuja: algo pasa; no sé qué es. Huelo a lacri en el ambiente… me parapeto en la entrada de mi edificio con mi amiga/vecina en las mismas que yo, así fue siempre, en realidad solo por un par de días, desde mi vereda cercana a plaza Dignidad, plaza Italia en aquel entonces, me dedicaba todo el día a mirar la gente pasar en dirección a la manifestación. Por miedo sólo estaba ahí sentada, con todo lo laboral cancelado como buena “independiente” que sólo veía como el tiempo pasaba, veía a la gente y admiraba, veía videos noche y día- luego me dedicaba a bajar limones cortados desde el departamento.

Con mi vecina/amiga nos acompañábamos y sí, sí es real, nos fomentábamos el miedo.

Caceroleábamos con nuestros instrumentos y escuchábamos con emoción los “deja la vida volar” a todo volumen del barrio. No cachábamos mucho lo que ocurría. Con el pasar de los días me atreví a caminar más allá de la cuadra, me liberé, me atreví, desobedecí.

Me hice de los EPP (elementos de protección personal) correspondientes y sugeridos por redes sociales, antiparras de $1790 de la ferretería más cercana y blablablá empecé a salir con casco de bici en mano, pañoleta y mi alforja con agüita con bicarbonato… le dejaba la ubicación en tiempo real a mi amiga y partía… el miedo siempre estuvo conmigo pero las ganas y el sentido común de lo que ocurría me acompañaban, tenía que estar ahí. Con instrumento en mano partí a la calle. Empecé a tocar con grupos de músicos, de ahí surgió la hoy ya conocida banda dignidad. Hermosa banda con seres hermosos, cabros lindos, musiques de corazón lindo abierto y luchador.

Una buena y querida amiga me ingresó a un grupo wasap de mujeres músicas de Santiago, caché al toque que habían muchos números de mujeres amigas. Y no estaba sola. Mujeres admiradas, compañeras y hermosas, entre humos, máscaras, sonidos y amores. De negro y verde:  Trenzas, bindis, tulmas, belleza, amor y recuerdo el gran circulo incial, portal sagrado en el patio del MAC Ya había pasado el tiempo y me situó ahora en aquel mítico 28N. (28 noviembre)  Con mi amado bloque feminista. Aguante cabras.

Amor de amores, que exquisito poder tomarme la calle con hermanas.

El carnaval santiaguino siempre sostenido por mis mujeres, éramos una sola.

Razones para salir uffff me mato 10, 20, 1000 po´. Paso a paso nuevamente caminado por las calles de mi barrio, aledañas a la dignity, caminando a paso rápido previniendo el encuentro con los pacos, que susto… camino por loreto miro el museo y veo un cartel revelador… que me invita a salir a tocar una vez más ( por su contenido ) ahora no me acuerdo que decía pero era alusivo al arte o a al ser artista $hile.

Me dirijo a los conversatorios de los días domingos en ese mismo parque, me informo, me auto educo, pienso, craneo, decido, me muevo, abrazo a mis mujeres, siempre me sostienen, esta vez también. Voy a cuanto conversatorio hay, asisto a todo. Tengo un cuaderno. Es serio.

Mis nuevas vecinas. Mis nuevos círculos. Me alimentan. Gracias Rosal Organizado.

En la calle me siento / sentía  protegida nos agrupábamos siempre con mucho amor y con mucho punch, el Autocuidado y el respeto se hacía presente por doquier.

De los temas del por qué decidí salir a manifestar, yo como mujer, actriz, artista si se quiere,  trabajadora, chilena, clase obrera, padres profes, sin tiempo ,me crie sola. Me sigo criando. Salgo a la calle por mi futuro y por el tuyo.

En la calle nos unifica el descontento, el miedo, el amor, el arte, el mujerismo.

8M del alma, encantadora marcha casi sin hombres. Mujeres fuertes, amigas, hermanas.

Este es el momento de nosotras, de alzar las voces.

De nosotras tomarnos los espacios, espacios que quizás siempre fueron nuestros pero no lo sabíamos bien. O no, en realidad si lo sabíamos pero estábamos siendo oprimidas y calladas. Nota mental: No olvidar jamás que es nuestro momento.  La unión, nosotras somos la unión y entender el feminismo desde el hacer, esa es mi invitación: desde la música, desde la calle, en mi caso, más que desde lo racional o desde lo conceptual escrito académico, desde lo vivencial.  No tanto de texto ni de poses, sino haciendo, siendo.

Ahora pertenezco a un espacio de autoformación que llegó para quedarse.  Miau mis Rosalfems.

Lo mismo en la vecindad, la manifestación desde la garra desde la guata, desde las entrañas.

El deber de estar, desde el power de la calle, esa calle nuestra, nuestra cuneta.

Con las cabras del bloque…. las canciones, los temas que tocamos es un pretexto. “Compañera si no lo sabes se aprende en el camino”, que bello el traspaso, que bella escuela. Aprendizaje territorial autónomo, cochino sucio e informal que te golpea en la cara, en el corazón y mi corazón nunca deja de latir.

Mujeres del arte a la calle a marchar. Con mis Rachas del corazón. Marchar con mis colegas y socias es bello, eso es amor, vibro de felicidad de nuevo en las calles y una y otra vez somos todas una. Somos la misma.

Marchar cantado, marchar tocando, mujeres artistas aunadas desde la organización, desde el feminismo en acción.

Propagando en la plaza nuestra danza, se siente la efervescencia, los aplausos, las miradas, el olor a lacri, el laurel, los limones, las sopaipas, la leche de magnesio con amor y rociador exprés.

Y vamos de nuevo!

La hermandad real. No hay divisiones, nos cuidamos, nos enseñamos los pasos, me gusta, me dejo llevar y soy, sonrío….Los cánticos se sienten fuertes y vibrantes, calan mi yo, lloro y vuelvo a reír. Con mi pañuelo verde siempre.

La gozamos!

El wasap se hace red de apoyo y nos sumamos y cada vez somos más.

Nos apañamos, nos Sostenemos. Bienvenida hermana compañera. Este es tu espacio. Y el de todas.

El lenguaje universal de la música nos une.  Llegamos hasta abajo y somos cómplices.

Me siento mujer. Mas ruda que nunca. Más delicada que nunca. Coqueta, hermosa. Mujer luchona!!!

Dejo atrás las etiquetas que me han puesto.

Los discursos del artista.

Aguante la nueva constitución y la reforma laboral!!

Garantías para el arte por mí, por todes, para todes.

Lucho por mi, por ti para ti y por todes.

País injusto, país corrupto

País injusto

No es mi país, no soy tu shile flaite desgastado, cuico, arribista, pobre de cerebro. Pobre de corazón sin empatía sin compasión sin humor, sin hedor.

A la calle!  ya no sirve solo postear!

Me quedo con el amor, con la solidaridad, con el goce.

Y ahora en pandemia sigue igual la lucha y quizás con más fuerza.

No me considero partidística Pero creo que la política se hace en la opinión y en el hacer.

Se hace en el teatro, y sipo soy actriz. Pero no actúo que me manifiesto. Lo hago voy al choque. Fui. Y seguiré yendo.

Desde que estaba en la u aprendí que el punto de vista nunca puede hacer falta. No lo olvido. Me quedó tatuado.

Yo no hago teatro para estar en un escenario. No.

Hago los escenarios en las calles.

Las calles son mis escenarios siempre. Desde antes, desde siempre.

El teatro para todos!

Me hace feliz la señora que sale de su casa y me regala su rostro iluminado con una sonrisa. Amo el niño que me baila, me hipnotiza.

El perro que se mete …Los ojitos del cabro, del viejo, del padre.

El teatro como herramienta de cambio, la música como herramienta de cambio.

La música universal me Muestra el cambio, me muestra el camino.

La simpleza.

No tengo nada más que entregar que lo que hago Y que más soy sino que lo que hago.

La acción se vuelve carne soy carne.

Otro día más. Salgo con mi hermandad diabla, nuevamente en dignidad nunca sola siempre en familia, nos une la pasión y la disciplina de nuestro hacer, de nuestro camino. Belleza y convicción oficio, ternura y orgullo, tradición-

Yo pertenezco

Soy el hacer

Soy la imperfección, soy el error y también soy un horror.

La sangre, el sudor.

Soy morena, soy negra.

La ecléctica.

la superlativa

La grande Soy fuego, soy energía

la energía me lleva a la calle

La calle me sostiene

Me grita

Mi ceño una vez más se frunce

se transforma Trasmuta

y piso fuerte

Grito fuerte

Me hago grande y poderosa, porque no estoy sola.

aúllo y me alegro

Sigamos en la lucha juntes juntas juntos.

Pao

Total Page Visits: 919 - Today Page Visits: 3